7 pasos para vivir en equilibrio.

por Johana Añez| Coaching, PNL, Meditación, Inteligencia emocional, Mentalidad potenciadora.

En este tiempo que vivimos, cultivar nuestro equilibrio interior se vuelve un recurso indispensable. Y esto no es solo por ahora, o por las circunstancias presentes, ha sido algo desde siempre, sin embargo, puede que en otro momento se haya hecho más llevadero, el gestionar situaciones adversas. Hoy en día se vuelve indispensable.

La vida nos parado de frente, en seco, sin muchas más opciones y es aquí cuando la mente “tiembla”, se despiertan las alarmas del miedo, la angustia o desesperación.

Estás son emociones naturales y verdaderas, negarlas no nos ayudará a gestionarlas.

Cada emoción tiene un objetivo y cada una te trae un mensaje, trabajar en la identificación de estas, te permitirá no solo gestionarlas, sino también transcenderlas.

Hoy quiero enseñarte 7 pasos para generar estados emocionales en equilibrio:

1-No existen emociones malas, ni buenas, todas son válidas y verdaderas.

2-Identifica y valida cada estado emocional.

3-Una vez identificado dependerá de cuál estado emocional se refiere para gestionar, ya que cada uno se gestiona de una manera diferente.

4-Busca espacios de conexión interior para sentir tus emociones.

5-Usa la respiración como un anclaje para calmar a tu mente y tu cuerpo. Respira suave, lento y profundo al menos 3 veces seguidas, cuando necesites liberar alguna tensión emocional.

6-Conecta con actividades, acciones, lugares que te gusten y te ayuden a enfocarte en tu bienestar.

7-Busca ayuda si sientes que la necesitas. Hay procesos que son complejos, ya que están muy cargados emocionalmente. Tener una guía profesional, te ayudará a trascenderlo de una manera más rápida y efectiva.

Toma en cuenta estos 7 pasos para incorporar y reforzar el equilibrio en tu vida.

¿Cuéntame, te cuesta vivir en equilibrio?

Si quieres saber más de cómo te puedo ayudar, o tienes alguna duda o pregunta puedes escribirme pinchando en el siguiente enlace:

Recuerda que estoy aquí para ti.

Un abrazo,

Johana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *